lunes, 25 de abril de 2016

Segorbe 63 Altura 59

Septiembre de 2015, el guionista se sentó delante de su ordenador y comenzó a escribir: "última jornada de liga con derbi comarcal en Segorbe, y además los dos equipos se jugarán entre ellos la última plaza de descenso"... ni Maquiavelo lo hubiese planeado mejor, toda una temporada a cara o cruz... y esta vez salió cruz.


Comenzamos ambos equipos sabiendo el resultado del tercero en discordia, el CB Silla, lo que se traducía en que no solo debíamos ganar al Altura, si no que debíamos de hacerlo por más de diez puntos. Ý comenzamos muy intensos y muy centrados, con una gran intensidad defensiva que impedía anotar al rival y con una buena fluidez en ataque, (desde la primera canasta del encuentro, un 2 + 1 de Santaya, tomamos la iniciativa en el marcador que ya no perderíamos en ningún momento), lo que nos permitía coger por primera vez la diferencia ansiada cuando apenas llevábamos cinco minutos jugados (14-2), pero tras un tiempo muerto, y como no podía ser de otra manera, el rival se rehacía y conseguía por un lado cortocircuitar nuestro ataque, y por otro comenzar paulatinamente a anotar. Así llegamos al final del primer cuarto con un parcial a nuestro favor de 15-10.
El segundo cuarto continuó con cierta igualdad, pero siempre con ventajas a nuestro favor que oscilaban entre los 7 y los 11 puntos, llegando al descanso con una diferencia de 9 que dejaba la emoción del partido en todo lo alto. Nuevo parcial favorable de 19-15 para llegar al descanso con 34-25.
La continuación nos llevó al parcial menos anotador de todos, nosotros seguíamos con nuestra buena defensa pero los alturanos también mejoraban en ese aspecto y nos impedían seguir con nuestra habitual fluidez, sumando tantos en ambos marcadores muy poco a poco, y por consiguiente manteniendo la diferencia rondando los 7-9 puntos durante todo el cuarto. Empate a 10 de parcial para 44-35 en el marcador, y con todo por decidir.
El comienzo del último cuarto nos llevó a nuestra máxima ventaja, ya que tras un 5-0 de salida colocábamos el marcador con 14 puntos de ventaja (49-35), pero ahí apareció la figura de Paco Ors que conseguía, primero una falta personal sobre lanzamiento de tres puntos y un triple, que acercaban nuevamente a los de Altura a los 8 puntos. Desde ese momento hasta a falta de poco más de un minuto, igualdad total que se traducía en una estabilidad en las diferencias: 61-51, y la temporada con 70 segundos por jugarse a cara o cruz. Y entonces apareció Juan Carlos, al que habíamos parado durante todo el partido y nos metió un triple que les acercaba a 7 puntos. Desde ese momento y quedando cada vez menos tiempo, y entendiendo que una victoria por 6 o 7 puntos no nos servía para nada, intentamos a través de jugadas anotar desde 6,75, pero los tiros no quisieron entrar y nuestras posteriores faltas personales para que no corriera el reloj lo único que hicieron fue ajustar el marcador hasta dejarlo en el resultado final, tras un último parcial en contra de 19-24.
Anotadores: Alberto Luna (2 puntos en 12 minutos), Vicente Santaya (12 p. en 27 m.), Vicen Plasencia (10 p. en 37 m.), Carlos Fuertes (5 p. en 30 m.) y Manu Plasencia (18 p. en 33 m.) -cinco inicial- Carlos Marín (1 p. en 10 m.), Rubén Villalba (2 p. en 11 m.), Rudi López (11 p. en 19 m.), Javi Campos (2 p. en 18 m.) y José Barrachina (0 p. en 5 m.). No jugó por lesión Alberto Benedicto y Raúl Molina por decisión técnica.
 
Por último, y para describir lo vivido el pasado sábado en un pabellón municipal abarrotado voy a incluir el post que edité en mi Facebook y que resume un poco todo lo ocurrido:
"Reflexiones post-partido: 1.- Mi más sincera enhorabuena y mi felicitación a todos y cada uno de los jugadores de mi equipo, que han sabido jugar perfectamente y han sabido sufrir y disfrutar a la vez dentro del campo, consiguiendo realizar un gran partido de baloncesto, que ha tenido como premio la victoria y por muchos momentos la diferencia necesaria. Un equipo que ha sabido dar el 100% y vaciarse y darlo todo en el campo. Un equipo comprometido que no ha podido reprimir l...as lágrimas al acabar el partido. Un equipo del que todo los segorbinos tienen que sentirse orgullosos. 2.- Enhorabuena al Club Baloncesto Altura por el objetivo conseguido, lo han merecido igual que nosotros, pero solo podía quedar uno. Ojalá se valore en su justa medida que en una zona tan poco poblada como la nuestra hayan dos equipos en una categoría tan exigente como la Autonómica. Felicidades vecinos. 3.- Mi más sincera enhorabuena a la junta directiva del Club Baloncesto Segorbe por la promoción del partido, consiguiendo llenar el Pabellón Municipal completamente, como no se veía en Segorbe desde hace muchísimos años, y en definitiva, consiguiendo que ayer el gran vencedor fuera el BALONCESTO (A título particular, muchas gracias por el reconocimiento a mi trabajo de tantos años. No os podéis imaginar lo que os lo agradezco, no es fácil ser profeta en tu propia tierra) 4.- Ver salir a jugar a una veintena de niños de la escuela en la media parte, con un pabellón repleto entregado a ellos y ver su caras de emoción y felicidad es algo que no se puede pagar con dinero. Enhorabuena al magnífico trabajo que se está haciendo en la escuela. y 5.- A la afición, que supo responder con sobresaliente al llamamiento y que nos llevó durante los 40 minutos en volandas, impresionaba girarse desde la pista hacia la grada y ver el Pabellón completamente lleno. Muchísimas gracias, vuestra afonía de hoy fue nuestra energía ayer. Y ya solo queda lamerse las heridas y volver a la carga con fuerzas e ilusiones renovadas para seguir trabajando en este proyecto deportivo ‪#‎somosequipo‬ ‪#‎somoscbsegorbe

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada